Suiza se clasificó este domingo al Mundial de Rusia 2018, tras empatar sin goles con Irlanda del Norte en el partido de vuelta del repechaje que se disputó en Basilea.

El partido tuvo un hecho saliente cuando sobre el final el lateral de origen chileno y español Ricardo Rodríguez despejó en la línea un balón que tenía destino de gol.

El actual defensa del Milan salvó bajo palos un cabezazo norirlandés en el descuento del partido (90+1) que hubiese
llevado al combinado británico a forzar la prórroga.

Será la undécima participación de la formación helvética en un Mundial, siendo la 27ª nación que obtiene el pase para Rusia-2018.