Con algunos aspectos positivos pero otros tantos negativos, Argentina venció este sábado 1 a 0 a Rusia en un amistoso disputado en el estadio Olímpico Luzhnikí, el escenario fijado para los encuentros inaugural y
final del Mundial del año próximo.

El único gol lo convirtió Sergio Agüero, a los 40 minutos del complemento, luego de una buena combinación de Lionel Messi y Cristian Pavón.

Argentina no logró imponerse por momentos a un rival bastante inferior y, a excepción de la buena actuación del
“Kun” y el desequilibrio de Lionel Messi, Jorge Sampaoli no se llevó muchos aspectos positivos más allá de la victoria.

Para cerrar la pequeña gira por territorio ruso, la Selección enfrentará el martes a Nigeria en Krasnodar, donde
deberá sortear el desafío de conformar un equipo sin el crack del Barcelona.