Brasil, único equipo sudamericano ya clasificado al Mundial de Rusia 2018, empató sin goles con la modesta Bolivia este jueves en la altura de La Paz y preservó el invicto que el técnico Tite acumuló desde que está al frente de la “canarinha”, en la apertura de la anteúltima fecha de las Eliminatorias sudamericanas.

El partido mostró la enorme brecha futbolística existente entre ambos rivales. La verdeamarela exhibió un exquisito
traslado de balón, una gran disciplina táctica y una envidiable administración de los circuitos futbolísticos, en tanto que Bolivia cubrió con coraje sus falencias técnicas, pero no tuvo la resistencia suficiente como para frenar al scratch.

El resultado no alteró la tabla de posiciones, y ratifica a Brasil como líder solitario con 38 puntos, en tanto que
Bolivia, ya eliminada, ocupa la penúltima casilla con 14 unidades.

Anuncios